No existe

sin duda

ni se oye ni se ve

no existe

no existe nada

es hilo invisible donde memorias íntimas

se bañan de amor

singulares

y a la vez comunes

entonces despiertas

ser cualquier otro

ser cualquier uno

y  desvanecerse

y nacer

en piedra, en árbol, en río

donde en las junturas se mezclan

el yo y las cosas

y todo es relativo

Anuncio publicitario

tajo

El trabajo alienado arrebata al hombre, arrebata su vida genérica […]”

C. Marx – Manuscritos de filosofía y economía –

te olvídate ya de mí

no soy yo

              otro.

el que camina, el que

respira otro,

o nunca fui y esto

        y aquello

era – pasado perfecto –

espej-

ismo o

espej

o

esquina de espejos

que dimensión

                      a dimensión

te engáñate te repite

te pudiste

ser

en algún otro lugar y en

alguna otra persona

fuera del tajo.